lunes, 4 de octubre de 2010

La teoría de Darwin de la selección natural explicada en forma sencilla.

Pinzones de Darwin
Darwin partió de tres hechos empíricos innegables:
  1. Sobreproducción de descendencia. Existe una sobreproducción de descendientes en las diferentes especies. Sin embargo, el número de individuos que comprenden las poblaciones permanece constante a través de las generaciones, por lo que puede deducirse que la mayoría de los descendientes perece de forma precoz. Esta idea fue formulada por Thomas Malthus (1798) para la población humana. Darwin la extendió a todas las especies.
    • Las poblaciones presentan una capacidad reproductora que las haría crecer de forma exponencial , pero los recursos disponibles son limitados, lo que genera una competición por la consecución de dichos recursos.
  2. Variación de la descendencia. 
  3. Heredabilidad.
Sobre estos hechos Darwin efectúa una inferencia que parece fácil (Huxley, por ejemplo, se reprochaba no haberla realizado por sí mismo) pero que tuvo que superar la visión por entonces imperante de una naturaleza benefactora. Por eso Darwin se preocupó más por exponer la sobreproducción de descendencia que la variación o la heredabilidad, que formaban parte de la cultura popular de su época.
  • Las variantes que por azar resulten estar mejor adaptadas a los entornos cambiantes, trasferirán sus rasgos a sus descendientes. Las otras variantes morirán sin descendencia.
    • La selección continuada a través de generaciones (principio de la descendencia), cambiará gradualmente la composición de caracteres morfológicos y fisiológicos de las poblaciones (principio de la modificación).
Darwin atribuyó a estos hechos agencia, eficacia y alcance.
  1. Agencia: La aparente armonía de la naturaleza es el resultado de la lucha de los organismos individuales en beneficio propio, medido por el éxito reproductivo diferencial.
  2. Eficacia: La lenta acumulación de los efectos positivos de las variaciones favorables a lo largo de innumerables generaciones genera novedades evolutivas.
  3. Alcance: La selección natural, ampliada a la inmensidad del tiempo geológico, fue capaz de  generar la actual diversidad taxonómica.
Para Ernst Mayr, las teorías de Darwin dieron lugar a  seis grandes implicaciones filosóficas:
  1. Reemplazaron la idea de un mundo estático por un mundo en evolución.
  2. Demostraron lo inverosímil que era el creacionismo.
  3. Refutaban la idea de que el universo tenía un propósito.
  4. Igualmente, que el propósito del mundo era la aparición del ser humano.
  5. Explicaban el diseño del mundo en términos de procesos materiales.
  6. Reemplazaban el esencialismo (ideas fijas e inmutables subyacentes en la naturaleza) por el pensamiento poblacional (los individuos forman poblaciones que pueden describirse solamente en términos estadísticos).

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada