domingo, 16 de octubre de 2011

El Gran Combo de Puerto Rico. Echar pa'lante.

El Gran Combo de Puerto Rico.




Yo me levanto por la mañana,
me doy un baño y me perfumo,
me como un buen desayuno
y no hago más na’, más na’.
Después yo leo la prensa,
yo leo hasta las esquelas,
o me pongo a ver novelas
y no hago más na’, más na’.
A la hora de las doce
yo me como un buen almuerzo
de arroz con habichuelas
y carne guisada, y no hago más na’.
Después me voy a la hamaca
a dormir una siestita;
y a veces duermo dos horas
y a veces más, y no hago más na’.
Y me levanto como a las tres,
y me tomo un buen café,
me fumo un cigarillito y tomo mi guitarra
y me pongo a cantar.
A la la, a la la, a la la lara la lara
Y a la hora de la comida
me prepara mi mujer
un bifstec con papas fritas
con ensalada y mil cosas más.
Y me lo mando y no hago más na’.
Luego me voy al balcón,
cual si fuera un gran señor,
a mecerme en el sillón,
Con mi mujer a platicar.
A larara la la.
¡Ay!, cuando se me pega el sueño
enseguidita me voy a acostar,
y duermo hasta por la mañana
y no hago más na’, más na’.
(Qué bueno es vivir así, comiendo y sin trabajar)
¡Oigan!, yo nunca he doblado el lomo
y no pierdan su tiempo, no voy a cambiar. ¡Qué va!
(Qué bueno es vivir así, comiendo y sin trabajar)
Señores, si yo estoy declarado en huelga, ¡sí!,
¡mi mujer que me mantenga! ¿Oíste?
(Qué bueno es vivir así, comiendo y sin trabajar)
Qué bueno, qué bueno, qué bueno,
qué bueno es vivir la vida,
¡comiendo, durmiendo y no haciendo na’!
Oiga compay,
¿usted sabe lo que es estar en un sillón mece que te mece?
Esperando que lleguen los cupones del Seguro Social…
¡Así cualquiera!
(Qué bueno es vivir así, comiendo y sin trabajar)
Recibiendo la pensión por loco,
de loco yo no tengo na’, ¡listo que soy!
(Qué bueno es vivir así, comiendo y sin trabajar)
Qué bueno…
Traen un plato de mondongo,
arroz, habichuela y carne guisá, para empezar.
(Qué bueno es vivir así, comiendo y sin trabajar)
¿Quién trabajará? ¿Quién, yo?
Búscate a otro, yo ya hice lo que iba a hacer.



Posiblemente, el autor de esta canción, Chiquitín García, intentó denunciar la forma y manera en que los puertorriqueños estaban viviendo. Pero el pueblo en vez de analizar su denuncia adoptó la canción como un himno nacional y la guía de cómo obtener una vida plena.

En aquel momento, existían más de dos generaciones subsidiadas por el Programa de Asistencia Nutricional (los cupones) y otros tipos de ayudas gubernamentales subsidiadas por el Gobierno Federal y el local. También un partido político promovía la asimilación como panacea que resolvería a base de ayudas la felicidad de todos sin responsabilidades que cumplir.

Así han vivido los puertorriqueños durante décadas. Ahora, el Gran Combo, colaborando con el gobierno y el Banco Popular, en una campaña producida por J. Walter Maldonado, cambia el mensaje de su popular canción alabando el trabajo sacrificado.

El 60 por ciento de la población de mayor de 16 años de Puerto Rico está en el paro.



Echar Pa'lante | El Gran Combo de Puerto Rico from Echar Pa'lante on Vimeo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada