lunes, 2 de agosto de 2010

Lady Godiva. Antecedente del desnudo por una buena causa. Y también del voyeurismo.

Pintura de John Collier. 1898?. Wikipedia.

Lady Godiva fue la esposa de Leofric, Conde de Chester y Mercia y Señor de Coventry, con quien se había casado hacia el año 1040. De acuerdo con el cronista del siglo XIII Roger de Wendower, Godiva rogó a su cónyuge que disminuyera los impuestos que abrumaban a los habitantes de Coventry. El conde cansado de los reproches de Godiva y enojado con ella, accedió si la condesa atravesaba desnuda las calles de la ciudad, cosa que hizo cubriéndose únicamente con su larga cabellera. Según cuentan, los habitantes, en un acto de solidaridad, se encerraron en sus casas y evitaron mirarla. Sólo la vio un indiscreto, que desde entonces fue llamado Peeping Tom, Tom el fisgón, echando una mirada por el agujero de una persiana. En justo castigo, el cielo dejó a Tom ciego del ojo culpable.


Si Godiva era tan bella como la muestran las obras de arte que aquí se acompañan, lo extraño es que solo quedara tuerto Tom.


Escultura de John Thomas. Wikipedia.

http://www.parsons55.net/godiva/

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada