jueves, 21 de abril de 2011

Manet. Almuerzo sobre la hierba. Un desnudo rechazado.

Manet. El almuerzo sobre la hierba. 1863. Paris. Orsay.
En 1863 el Salón de París rechazó más de la mitad de las cinco mil obras que se presentaron. Ante las grandes protestas, Napoleón III abrió el Salón de los Rechazados para acoger estas obras.
Una de ellas era El almuerzo sobre la hierba de Manet, que fue objeto de escándalo y de peregrinas interpretaciones.
El cuadro presenta a dos jóvenes hombres totalmente vestidos  disfrutando de un día de asueto en un bosque de París con una joven desnuda. Al fondo, otra joven bañándose en enaguas.
El escándalo se debía a varias causas:

  1. El tema. Una joven desnuda entre hombres no estaba mal vista si la joven era una diosa y la escena era mitológica. Pero nunca se había visto tal cosa en una escena cotidiana.
  2. El color y los tonos, en masas cromáticas contrastadas, sin el acostumbrado por entonces modelado del claroscuro.
  3. Las figuras parecen ajenas unas a otras.
  4. La joven desnuda parece suspendida en el aire



La obra consagra a Manet como inspirador del naciente impresionismo. Manet se propone reflejar la realidad lo más fielmente posible, al menos parte por parte, porque el conjunto no parece real. Los personajes son: a la derecha Eugéne Manet, hermano del pintor, a la izquierda el escultor holandés Ferdinand Leenhoff y la joven es Victorine Meurent, pintora y modelo favorita de Manet.




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada